Se lanzó el proyecto “Luces para aprender”

URUGUAY ILUMINADO

Autoridades presentes durante el lanzamiento de Luces para Aprender. Foto: Presidencia.

Se lanzó la segunda etapa del proyecto “Luces para aprender”, que permitirá que Uruguay sea el primer país Iberoamericano en tener energía eléctrica en todas las escuelas. El evento se realizó el día miércoles 28 de mayo en la Torre Ejecutiva, con la participación destacada del músico Jorge Drexler, embajador del proyecto.

También estuvieron en el evento el ministro de Educación y Cultura, Ricardo Ehrlich, el presidente del Consejo Directivo Central, Wilson Netto, el presidente de la Fundación Elencor, Fernando Azaola, el vicepresidente de UTE, César Briozzo, el presidente del Plan Ceibal, Miguel Brechner y el embajador de España en Uruguay, Roberto Varela.

La finalidad de “Luces para aprender” es acabar con el aislamiento de las comunidades rurales, logrando que las escuelas puedan tener acceso a las tecnologías de la comunicación mediante la colocación de paneles fotovoltaicos.

Este emprendimiento es una iniciativa de la Organización de los Estados Iberoamericanos y la Fundación Elencor, con la colaboración de UTE, Plan Ceibal, el Ministerio de Educación y Cultura y la Administración Nacional de Educación Pública, que para fin de año habrá suministrado energía renovable y sostenible a 80 escuelas rurales, con un costo de 1.3 millones de dólares.

César Briozzo comentó que este proyecto cae en un momento particular, en el que UTE busca la inclusión: “Nos agarra en la última décima de porcentaje que aún no tiene energía eléctrica”. Por su parte, el embajador de España en Uruguay se manifestó contento al llevar a cabo una iniciativa que tiene como objetivo el desarrollo responsable en la ejecución de una sociedad más productiva.

Finalmente el ministro Ehrlich destacó que esta iniciativa “suma y multiplica la capacidad, la fuerza y el empuje de muchas instituciones”. Jugando con el nombre del proyecto, comentó que es importante iluminar los desafíos que se vienen. Concluyó que es difícil animarse al 100% y eso refleja la preocupación de un país integrado que puede llegar a cada rincón, donde las escuelas rurales son un factor de arraigo de la población. Un mensaje similar brindó Jorge Drexler: “La llegada de energía no es solo energía, sino que es la llegada de la democracia y la conciencia. Es el último paso del Ceibal”.

Además de energías alternativas y conectividad, se fomentará una formación docente junto a un desarrollo comunitario sostenible. En la primera etapa se instalaron paneles solares en 45 escuelas; esta segunda fase comenzará en el mes de junio y finalizará en octubre del corriente año, con la totalidad de escuelas dotadas de energía.

Joaquín Castro