Se va a universalizar la educación inicial para niños de tres años

EL INICIO DE UN CIUDADANO

La importancia de la educación inicial. Pre escolares en recreo.

La educación inicial para los niños de tres años se va a universalizar y, en un futuro, se va hacer obligatoria según informó la Inspectora Nacional del Consejo de Educación Inicial y Primaria (CEIP) Maestra Rosa Lezué en declaraciones a Sala de Redacción (SdR). Lezué sostuvo que los estudios estadísticos a nivel de cobertura muestran que los CAIF no son suficientes para atender a los niños de tres años, mientras que los jardines infantes no alcanzan para generar la cobertura total. “Los estudios que se han hecho en neurociencia muestran que la atención de los niños en la primera infancia, sobre todo a los tres años de vida, es fundamental ya que garantiza que la trayectoria escolar de los niños sea la mejor”, señaló Lezué.

Según los economistas, el dinero que se invierta en la primera infancia, después de la adolescencia (15 a 18 años más adelante) da réditos muy importantes para el Estado. “Invertir en la primera infancia no es una mala inversión, al contrario”, indicó la inspectora. Además manifestó a SdR la importancia de atender a la primera infancia desde lo político, lo educativo y sanitario.

Si bien en un momento hubo clases para niños de tres años en los jardines, luego fueron suprimidas. Consultamos a la Inspectora cuál había sido la razón de esto dijo lo siguiente: “En 1998 era obligatorio atender a los niños de cinco años, ya no era opcional para los padres. Para llevarlo a cabo se suprimió a los chiquitos de tres años. Se necesitaban aulas, maestros, infraestructura y los niños de tres años fueron atendidos por los CAIF. Después se hizo obligatorio cuatro años. En la actualidad tenemos todo cubierto cuatro y cinco años, por lo tanto estamos en condiciones de dar cobertura a los niños de tres años”.

Lezué sostuvo que este proceso se dio a fines del 2013 cuando se hizo un importante llamado de ocupación que continuó en el 2014 y en 2015. En términos de números, desde finales del 2013 hasta ahora se hizo un incremento de 3000 niños aproximadamente en el sistema educativo del Consejo de Educación Inicial y Primaria.

Lezué agregó a SDR que este cambio ya se está llevando a cabo en los lugares que tienen las condiciones necesarias como aulas y baños adecuados y adultos suficientes. Para cubrir las vacantes se crearon cargos de auxiliares y se dio dinero para la adquisición de materiales adecuados para trabajar en clase. Se fue analizando en cada departamento la posibilidad de construir nuevos centros. En la práctica, hay mucha disparidad con lo que Lezue afirma según señaló Griselda Sánchez directora del jardín infantes Nº288 de Montevideo. SdR también consultó a Sol, maestra de tres años del jardín infantes Nº 215 de la capital que manifestó que no tienen las condiciones necesarias para trabajar bien con los niños de tres años. Problemas de espacio en la institución, falta de material didáctico y falta de auxiliares son algunas de las carencias.

En el quinquenio se proyectó la construcción de 50 jardines infantiles en todo el país para lograr la incorporación de alrededor de 10.000 niños. “En las Asambleas Técnico Docentes (ATD) no hubo acuerdo para poner a los niños de tres años en las escuelas comunes por un tema de que hay niños muy grandes”, explico la directora Sánchez a SdR.

El niño inserto en la educación formal

“Los niños pequeños de tres años, necesitan una inserción para que el sistema educativo les pueda brindar lo que no puede brindarles la familia. Muchas veces hay niños en la sociedad actual que nunca han tenido un contacto con un libro, por ejemplo. Entonces su primer acercamiento con un libro lo van a tener en la escuela y cuanto más temprana la edad, es mejor”, dijo Lezué.

Se están delegando muchas cosas al maestro y ciertos valores tienen que ser enseñados desde la casa. Los problema de adaptación, emocionales y la falta de atención son algunas de las situaciones que sufren los más chicos. Según destacan las docentes, donde hay niños que tienen bien formados los valores, detrás hay una familia que apoya y asume su responsabilidad.

“Las maestras le van criando el habito de la convivencia, del relacionamiento, empiezan a compartir, saben esperar, no son tan ansiosos, ni tan egoístas. De a poquito vamos enseñando a compartir, esperar y respetar al otro”, dijo Sánchez sobre la función docente. ”La maestra trabaja mucho con la familia, con la institución, el lenguaje, los hábitos y la socialización”, afirmó por su parte Sol.
Otra de las grandes preocupaciones pendientes es la formación de los docentes en la actualidad. Rosa Lezué resaltó que en educación inicial tienen el título de maestro y no tienen una especialización en el área. Las maestras ven esto con preocupación y resaltaron a SdR que necesitan una especialización en inicial ya que no existe en la actualidad.

Virginia Vega