Versiones contrapuestas sobre el funcionamiento de la planta de OSE de Canelones

BLANCO Y NEGRO

 

El arroyo Canelón Chico víctima de la contaminación. Foto: AFUSEC

El vertido de residuos finales (lodos) de la planta de OSE sobre el arroyo Canelón Chico potencia la contaminación de las aguas, según  una denuncia de vecinos contra la Intendencia de Canelones. Los vecinos aseguran que, además, los camiones de barométrica descargan los residuos cerca de las márgenes del arroyo. Un ex funcionario de la planta afirmó a SdR  que OSE arroja los lodos de su planta en las inmediaciones del cauce y explicó que los polímeros usados para catalizar los residuos finales provocan la mortandad de peces porque obstruyen sus branquias.

Tras la denuncia presentada por el abogado Diego Durand ante el Juzgado de Canelones por el delito de “adulteración de aguas destinadas a la alimentación pública” (artículo 218 del Código Penal), Leonardo Herou, director del área de Gestión Ambiental de la Intendencia de Canelones (IC), explicó a SdR que la planta de OSE del departamento tiene la autorización de la Dirección Nacional de Medio Ambiente (DINAMA) y que se realizan controles periódicos. Afirmó que un informe reciente de DINAMA detalla el tratamiento de los lodos y el funcionamiento de la planta y no arroja ningún tipo de inconvenientes.

Leonardo Herou, director general de Gestión Ambiental de la Comuna Canaria / Foto: hoycanelones.com.uy

Según la denuncia dirigida a la Comuna Canaria, que se conoció a través del diario El Observador hace algunas semanas, los residuos finales (barros) son volcados cerca de la planta de saneamiento de OSE y con las lluvias son arrastrados al arroyo Canelón Chico que se encuentra a 200 metros y es afluente del río Santa Lucía. Durand afirma que tiene un expediente de 2008 donde OSE le consulta a la intendencia dónde volcar los residuos y la comuna indica la cantera Maritas II cerca de Las Piedras.

En diálogo con SdR, Durand señaló que la denuncia surge a partir de inquietudes de vecinos de la zona donde está ubicada la planta de OSE. Fueron ellos quienes se acercaron a él y le manifestaron sus inquietudes sobre la contaminación, el olor y el color del agua y la presencia de peces muertos. “Nosotros denunciamos los hechos y entendemos que la intendencia al indicar un lugar y eso se incumple, tiene responsabilidad”, subrayó. No obstante, aclaró que la justicia puede considerar que hay otros responsables. Mencionó que el ex intendente de la IC Marcos Carámbula, el electo gobernador de la Comuna Canaria Yamandú Orsi, y Herou están implicados en la denuncia porque “eran las personas que estaban de turno y están los expedientes firmados por ellas”.

Andrés Sosa, uno de los testigos que trabajó en la planta de saneamiento desde 2007 a 2010 como electro-mecánico, manifestó a SdR que desde un primer momento tuvo conocimiento de que los residuos finales eran volcados al lado de la planta, pero por secreto profesional no pudo denunciarlo antes. “Al término de contrato debían transcurrir cinco años, por eso ahora tomo la medida”, aclaró. Sosa explicó que más allá de que el lodo de disposición final siempre se tiró ahí, el tratamiento del agua era mejor. Cerca de la planta “vivía un microsistema de peces precioso y hoy todos los peces que se acercan mueren”, subrayó.  Según Sosa el polímero (producto que se utiliza para catalizar el lodo) al mezclarse con agua queda impermeable y tapa las branquias de los peces.  Aclaró que él trabajó para Teyma Construcciones y que fue esta empresa quien se encargó de la instalación y de la puesta en funcionamiento de la planta hasta 2010. “El polímero se tiraba y se sigue tirando”, advirtió.

Antes la gente decía qué rica el agua de la ciudad, hoy más de la mitad no puede tomarla  y las plantas no se pueden regar porque se secan por el exceso de cloro”. Sosa explicó que no tiene estudios que lo corroboren pero por sus sentidos (gusto, olfato y vista) el agua no es la misma.

Orsi, secretario de la comuna durante la administración de Carámbula, fue contactado por SdR pero no quiso brindar declaraciones. Manifestó que lo único que conoce de la denuncia es lo que trascendió en los medios y no está en funciones en este momento.

Herou aclaró que la cantera Maritas II hace cinco años que está cerrada. La planta comenzó a funcionar en 2007, OSE optó por el tratamiento de los residuos finales en su planta y recibió la autorización de DINAMA para funcionar. Aclaró que cualquier persona le puede solicitar a la Intendencia que reciba en su sitio de disposición final cierto tipos de residuos, pero en este caso por las características de los mismos también se necesita autorización de DINAMA.

El director de Gestión Ambiental expresó que la Intendencia tiene “una fuerte coordinación con DINAMA” y la base de datos que siguen es la misma. Después de aclarar que no fue notificado aún de la denuncia, señaló que le parece “raro que se dirija a la Intendencia porque la planta es de OSE y tiene autorización y controles periódicos por parte de DINAMA”.

Axel García