No hay acuerdo entre gobierno y Udelar sobre la financiación de las obras del Hospital de Clínicas

UNA DE CAL Y UNA DE ARENA

Martín Rebella, Fernando Tomasina, Roberto Markarian, Raquel Ballesté, Daniel Olesker y Rodney Colina en la mesa redonda sobre el proyecto de refuncionalización del Hospital de Clínicas. Foto: Richard Paiva-UCUR.

El Poder Ejecutivo descartó finalmente que el proyecto de refuncionalización del hospital universitario se financie a través de fondos nacionales y propuso como única alternativa que se lleve a cabo mediante la Participación Público-Privada (PPP).

Roberto Markarian, rector de la Universidad de la República (Udelar), anunció la negativa del Poder Ejecutivo -comunicada mediante una carta firmada por autoridades del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) y del Ministerio de Salud Pública (MSP)- en la mesa redonda “Proyecto de refuncionalización del Hospital de Clínicas y sus posibles estrategias de financiamiento”. El rector declaró a Televisión Nacional del Uruguay que el  gobierno “no está de acuerdo en utilizar el sistema planteado por nosotros, ya sea en la contratación de un préstamo para realizar la obra de inmediato o que el pago a largo plazo se haga mediante la utilización de exoneración de aportes al BPS por parte de la Universidad”.

Rectorm de la Udelar. Foto: Udelar

Remarcó que las instituciones educativas privadas no pagan aportes patronales para la jubilación de sus usuarios, cosa que sí hace y en gran medida la Udelar. El MEF considera que “hay que aplicar el procedimiento de PPP, esto significa un contrato con una empresa privada para que haga las obras y después por el plazo de, por ejemplo, veinte años se pagarán”, afirmó Markarian y sostuvo que el gobierno aseguró que el control de todo el proceso va a estar en manos de la Udelar.

En la carta firmada por los ministros Danilo Astori y Jorge Basso se aclaró que la PPP implica “la transferencia de riesgos al sector privado”. No sería más que un mecanismo de financiamiento, ya que “no pueden involucrar los aspectos asistenciales ni académicos”. También se dejó en claro que “la propiedad sigue siendo pública”. La principal causa por la que se rechazó la propuesta de la Udelar es que “generaría un impacto fiscal que se concentra en el período de realización de la obra”, concluyó la carta.

Decano Fernando Tomasina. Foto:Udelar

Fernando Tomasina, decano de la Facultad de Medicina, declaró en la mesa redonda: “No cerramos ninguna puerta (…) la PPP no es una opción que estamos tomando como Udelar, sino que es la única alternativa que nos están dejando y no queremos que este proyecto naufrague”. Por su parte Martín Rebella, docente del hospital universitario y parte del equipo del MSP, sostuvo que si las PPP “no vulneran aspectos centrales del proyecto, no pueden trancar la reconversión del Hospital”.

A su vez, Daniel Olesker, economista del Instituto Cuesta-Duarte del PIT-CNT, se manifestó en contra de este tipo de mecanismo para la salud, pero explicó por qué hay tanto interés del gobierno por la PPP.

Según Olesker, la misma “no figura en la deuda pública (…), por lo tanto, las calificadoras de riesgo miran mejor al país”. “Esa es la diferencia contable real entre la PPP y el endeudamiento”, agregó. Todos los integrantes de la mesa redonda realizada en la sala Maggiolo de la Universidad expresaron su preocupación sobre la PPP, los trámites que conlleva y que harían demorar el inicio de las obras.

Tanto el movimiento “Todos por el Clínicas” como el PIT-CNT y la Federación de Estudiantes Universitarios del Uruguay (FEUU) habían declarado su negativa a la PPP y sobre todo su disconformidad con la no consideración de la propuesta universitaria de financiamiento. Desde el movimiento expresaron en un comunicado: “Nos oponemos fuertemente a que en pos de ‘una mayor rentabilidad’ y de ‘disminuir el riesgo’ para un eventual inversor, desde el MEF se realicen presiones para que la Udelar modifique su proyecto edilicio, en vulneración flagrante de la autonomía universitaria (…). La posición intransigente del MEF hace retroceder la discusión sobre la reconversión del Hospital de Clínicas a un punto que se entendía superado, poniendo en riesgo el futuro del proyecto de reconversión”.

Por otra parte, el Secretariado Ejecutivo del PIT-CNT comunicó que “al ignorar la propuesta de la Universidad e insistir con la propuesta de PPP el gobierno desconoce y vulnera la autonomía universitaria”. Por eso “resuelve, entre otras cosas, que cualquier intención de continuar este ataque sin sentido a nuestra aliada, la Universidad de la República; será objeto de la toma de medidas por parte de nuestra central en defensa de nuestro Hospital de Clínicas”. En la instancia del Juicio Ciudadano sobre el Hospital de Clínicas, la representante de la FEUU, Sofía Kohn, expresó que “es una propuesta que los estudiantes y el consejo de la Facultad de Medicina rechazaron, y que la Udelar definió que no tenía consensos”.

Partidas que llegan

En el Consejo de Ministros celebrado en San Gregorio de Polanco, Astori declaró que su ministerio “destinará $70 millones anuales para asegurar la asistencia en el Hospital de Clínicas”. La partida fue definida en un convenio firmado entre el MEF y el MSP “para hacer frente a los gastos generados por la atención de los usuarios de ASSE”, señaló el mandatario.

Sobre este tema, Raquel Ballesté, directora del Hospital de Clínicas, afirmó que la financiación que tiene actualmente el Hospital “hace difícil la gestión y su integración al Sistema Nacional Integrado de Salud (SNIS)”. “En el Hospital tenemos que compatibilizar lo asistencial desde una forma organizada con la formación de recursos humanos y con el desarrollo de la investigación, por lo tanto, es un aspecto que desde el punto de vista de gestión es claramente diferente a otros centros asistenciales”, agregó Ballesté en el marco del Juicio Ciudadano  sobre el Hospital de Clínicas.

También en esa instancia, Martín Lema, integrante de la  Comisión de Salud de la Cámara de Diputados, opinó que el SNIS no está funcionando y que “el hospital universitario debe trazarse un montón de objetivos que sean acompañados por el gobierno nacional”. “El SNIS se quedó en una buena intención, pero que el tiempo hizo que sea un eslogan”, sentenció Lema. Además, expresó que el Frente Amplio en 2014 se comprometió públicamente en reconvertir el Hospital de Clínicas a través de un nuevo plan presupuestal, pero esto aún no se cumplió. “Se puede discutir el marco legal, pero si no están los recursos, si las condiciones no están mejor, si no está acompañado de una acción, queda en algo abstracto”, reflexionó. Por último, el parlamentario afirmó que existe un convenio entre el Clínicas y ASSE pero que hay que definir “cuál es la población que va a atender el Hospital”.

Sobre el cierre, Jorge González, integrante del Panel Ciudadano , expresó que “si no se le da sustentabilidad a los gastos de funcionamiento del hospital, ni los insumos para que funcione las 24 horas todos los días del año y los recursos humanos no tienen los salarios adecuados para que se pueda tener una ocupación plena; no alcanza con la obra”. “La obra va a hacer que el hospital quede precioso, pero con eso no alcanza”, remarcó.

Juan Manuel Bauza /  Guillermo Mello