Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos reclaman acción del Estado

UNA LUCHA SIN PUNTO FINAL

Día Internacional del Detenido Desaparecido. Foto: SdR / Alana Constenla

“Se quiere que aparezcan los desaparecidos pero no se quiere incomodar”, dijo a Sala de Redacción el vocero del grupo Madres y Familiares de Detenidos Desaparecido, Ignacio Errandonea, aludiendo a las verdaderas causas  del escaso resultado que  exhibe el gobierno en la investigación de los delitos de la dictadura.

Tales críticas se formularon en el acto que conmemoró el Día Internacional del Detenido Desaparecido, el 30 de agosto. La organización de madres y familiares y el historiador Gerardo Caetano reclamaron al Estado un accionar más eficaz para lograr la justicia que todavía no se ha conseguido.

A través de su proclama, Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos lamentó que ningún gobierno, desde la vuelta a la democracia, haya asumido la bandera de la justicia e investigado con buenos resultados los casos de desaparición forzada ocurridos durante la última dictadura cívico militar. Incluso durante los períodos de gobierno de izquierda los obstáculos en las investigaciones han sido recurrentes.

“30 procesamientos es una vergüenza”, dijo Caetano unos minutos después en su discurso, hablando de uno de los problemas que también señaló Madres y Familiares: “de todos los militares que actuaron durante la dictadura en los distintos organismos de represión, en todos los cuarteles de las distintas armas en todo el país, ya sea como agentes directos o como partícipes necesarios en los crímenes perpetrados contra la población, sólo 30 están presos y 5 de ellos con prisión domiciliaria”.

Desde Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos se cuestionó la posición de los militares en el sistema actual: “el Frente Amplio garantizó sus privilegios”, aseguraron refiriéndose, entre otros aspectos, a los privilegios económicos que reciben los funcionarios del ejército, que han sido recientemente objeto de críticas pero no se han modificado. Además, se opusieron a la influencia que han tenido las Fuerzas Armadas en temas como la educación o la seguridad y plantearon la interrogante: “¿estamos generando las condiciones de no repetición?”.

El historiador llamó a exigirle más al Grupo de Trabajo por Verdad y Justicia y también al Estado, al que reclamó políticas públicas que ayuden en las investigaciones, en lugar de presentar obstáculos “como ha hecho hasta ahora”.

“El pasado siempre llega al presente”, aseguró Caetano, explicando que lo que sucedió en el pasado tiene repercusiones en las generaciones siguientes, “y afecta al futuro” agregó, haciendo énfasis en que el compromiso de Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos- que debería ser de toda la sociedad -es con el futuro; con lograr la justicia necesaria para asegurar que el pasado no se repita.

Tanto Caetano como la organización de madres y familiares coincidieron en sus respectivos discursos que queda mucho por hacer en esta lucha que no admite punto final.

Alana Constenla

EXIGIR COMPROMISO A LOS MILITARES

Ignacio Errandonea, integrante de Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos, explicó a SDR que al elaborar la proclama no se pensó en casos particulares sino en el poco avance que ha habido en general en la búsqueda de justicia y verdad: “Hay pocas condenas y procesamientos frente a la cantidad de denuncias y causas abiertas”.

Errandonea dijo que desde el Estado “se quiere que aparezcan los desaparecidos pero no se quiere incomodar” y que por eso se ha tolerado la poca o nula colaboración de los militares en las investigaciones. A los militares nunca se les ha exigido un compromiso- “que no es solo con Madres y Familiares sino con toda la sociedad” explica Errandonea -con la búsqueda de la justicia, que debería existir para asegurar que los hechos no se repitan.

A.C.