Dirigentes políticos sobre la posibilidad de que el FA pierda la mayoría parlamentaria

QUÉ LÁSTIMA PERO ADIÓS

 

La Cámara de Representantes. Foto: Parlamento

Durante las últimas semanas la posición del diputado Gonzalo Mujica se ha mostrado un tanto desafinada en relación a la bancada de diputados del Frente Amplio (FA). Y es que el parlamentario -que casualmente lleva el mismo apellido que el ex presidente- rompió con la mayoría parlamentaria que ostentaba el Frente Amplio desde su primer gobierno en el año 2004. Este cambio de juego dentro de la interna del partido de gobierno trae incertidumbre y ansiedad al oficialismo y quizás esperanza y posibilidades de posicionarse de otra forma a la oposición.

Gonzalo Mujica es representante nacional desde el año 2005. En las últimas elecciones del año 2014 fue electo diputado por el sector MPP del Frente Amplio, comenzando su período legislativo en febrero de 2015. Sin embargo, a finales de ese año abandonó el sector y se sumó a Asamblea Uruguay. Durante los últimos meses de este año Mujica fue el tema político de la agenda, ya que en octubre declaró que empezará a votar de manera independiente y no coordinará con la bancada de diputados del FA. En este sentido, el mes pasado el diputado votó a favor de la creación de una comisión investigadora de los negocios con Venezuela (mientras que los restantes 49 diputados frenteamplistas votaron en contra) y también votó a favor de la creación de una comisión investigadora sobre la planta regasificadora, el pasado 16 de noviembre.

Sobre este tema SdR consultó a varios legisladores para conocer las diferentes opiniones dentro de todos los partidos políticos. Jorge Saravia, dirigente del Partido Nacional (PN) y ex diputado electo por el Frente Amplio en el período pasado, opinó que “cada uno como legislador tiene derecho a tomar posturas de principios y en este caso, él (Gonzalo Mujica) entiende que hay temas que deben ser investigados. Además, como integrante del FA de toda una vida sabe bien que el Frente Amplio históricamente impuso comisiones investigadoras, entonces por qué ahora no investigar. Yo creo que ahí le asiste razón a Mujica”, afirmó.

Por otra parte, Daniel Peña, diputado del recién conformado Partido de la Gente, sostuvo: “Es muy respetable, está muy bien hacer lo que uno cree sobre todo cuando lo que defiende es la justicia y cuando la cristalinidad y la ética es lo que está arriba de la mesa. Porque no está votando cosas que vayan en contra de lo que hizo el FA toda la vida, sino que continúa una línea que seguramente los que han cambiado son los otros 49 y no él”.

Pablo Mieres, senador del Partido Independiente aseguró que coincide con Mujica en las apreciaciones, “en los dos casos donde votó a favor tiene la misma posición que nosotros, por lo tanto tenemos coincidencias. Me parece bien, y de hecho, estoy de acuerdo con él. Creo que al Frente le hace mucho daño a su imagen oponerse a todas las investigadoras. Estuve en la de Ancap el año pasado y por lo tanto me parece que es muy valiente, y que seguramente es muy difícil su posición pero la valoramos”, resaltó.

Desde Unidad Popular, el diputado Eduardo Rubio opinó que Gonzalo Mujica se “ha corrido hacia la derecha. Está un poco más a la derecha que el Frente”, y por lo tanto “va a votar según entienda conveniente en cada caso”. Rubio apuntó que no comparte sus posiciones en lo referido a temas económicos y políticos, “pero bueno, es lo que él piensa, es lo que él entiende que es correcto, me parece bien que lo haga así”, aseguró.

Tuyo o mío

Dentro del FA, la senadora de Asamblea Uruguay Daniela Payssé explicó a SdR que cuando un diputado es electo por un lema, como en el caso del FA, que tiene un programa único, tiene la obligación de unirse al programa y a las decisiones mayoritarias y orgánicas que el partido tome. “Discrepo con aquellos que de alguna forma no adhieren a los reglamentos de bancada -en este caso- o a las decisiones mayoritarias. El FA tiene un principio que yo sobrevaloro, respeto, acompaño y defiendo fervorosamente, que es: discutir, definir y acatar; es la esencia de la unidad del Frente Amplio, de su unidad de acción, se traduce después en que se agoten las instancias de debate, de intercambio, se adopten resoluciones y después vayamos detrás de las resoluciones mayoritarias”, aseguró.

En sintonía, Gerardo Núñez, diputado del Partido Comunista (PCU), subrayó la importancia de la coordinación entre la bancada de diputados y la fuerza política, “es importante que todos los compañeros y las compañeras que estamos en espacios de representación, en este caso en el parlamento, que justamente representamos a la fuerza política, al FA y a los respectivos sectores, debemos ser coherentes con esos elementos. Por lo tanto, considero que siempre es necesario estar en coordinación y en sintonía con los organismos correspondientes de la fuerza política y sus resoluciones”, afirmó.

Contigo a la distancia

Consultados los representantes nacionales acerca de qué decisión tomarían si en algún momento tuvieran una posición diferente a la mayoritaria de su partido, y si dejarían la banca a su partido o se la quedarían, Daniel Peña comentó: “En lo personal, me acabo de ir de mi partido, me quedé con la banca porque la banca es mía por varias razones. Fui reelecto cuatro veces a nombre propio, a diferencia del diputado Mujica. Fui el primer titular de mi lista, no había nadie arriba. La gente votó a Daniel Peña cuatro veces, voy a terminar 20 años en el Parlamento. Financié el 100 por ciento de mi campaña y además fue una decisión de mi agrupación política, por lo cual todos mis suplentes y todos los alcaldes, ediles y concejales, toda la dirigencia de mi agrupación política tomó la decisión. No fue una decisión personal, ese fue el motivo por el cual me quede con la banca. Creo que hay situaciones que las evalúa cada uno, más allá de lo legal hay una decisión jurídica por parte de la Corte Electoral que la banca es del legislador”.

Pablo Mieres indicó que comparte la interpretación de que las bancas pertenecen a los legisladores: “Hay un asunto que es muy difícil de interpretar, que es quién realmente está representando la opinión de los votantes. Por ejemplo, si hiciéramos una encuesta a los votantes del FA, ¿estarían de acuerdo en negarse a investigar los negocios con Venezuela?, ¿estarían de acuerdo en negarse a investigar sobre la regasificadora? Entonces, ¿quién representa mejor al votante del FA? ¿Los 49 diputados que niegan la investigadora o Gonzalo Mujica? Eso en realidad lo va a determinar la ciudadanía la próxima vez que emita el voto. Está bien que cada legislador actúe a su entender y luego el ciudadano apremie, sancione, apoye o rechace”, explicó.

Daniela Payssé manifestó: “Si yo considero -en algún momento-, que ese acuerdo que yo celebré como frenteamplista a nivel individual y a nivel de integrante de un partido político no me representa y por lo tanto me siento fuera del lema o del partido, no tengo duda de que dejo la banca. Si yo tengo dentro del lema Frente Amplio una mirada que me lleva a dejar de pertenecer a un sector o dejar de pertenecer a una corriente dentro del propio partido, pero sigo respetando el acuerdo fundacional, sigo perteneciendo al FA, por lo tanto, la banca sigue siendo mía desde el punto de vista ético, desde el punto de vista jurídico no tengo dudas que la banca pertenece al legislador”.

Gerardo Núñez explicó que en algunos casos el PCU ha tenido posiciones distintas a las del FA, pero sin embargo han votado la posición mayoritaria, y aclaró que “en otros casos, el partido ha votado por fuera de la bancada del FA, por ejemplo, la ley de educación en el año 2008, los tratados de protección también. Lo que buscamos siempre es generar espacios de coordinación, de discusión colectiva y de síntesis de las diversas posiciones con el objetivo de construir justamente una posición única como fuerza política”, sostuvo.

Con respecto a las diferencias internas que puedan surgir dentro de Unidad Popular, Eduardo Rubio sostuvo que no le ha pasado hasta el momento, y remarcó: “Cuando tuvimos diferencias de fondo con el Frente Amplio, nos fuimos del Frente, por tanto esa ha sido nuestra posición. Pero no juzgo lo que está haciendo el diputado Mujica, según la Constitución la banca le pertenece al legislador y por tanto depende de cada uno qué decisión toma”.

Jorge Saravia explicó que existe una diferencia importante en lo que tiene que ver con la carta orgánica entre el PN y el FA, “el PN en materia de carta orgánica dice que en todo lo que es de principios hay libertad de acción. Ya tuve una postura diferente a mi partido en el período pasado. Era firmante de la ley de despenalización del aborto, la voté incluso contra el veto de Vázquez, cuando el PN había tomado una posición distinta, y el partido entendió que era un tema de principios. Así que yo ya marqué cuando estuve en el Frente y ahora también en el Partido Nacional, que cuando son temas de principios, de conciencia o constitucionales, como cuando se trató de derogar la ley de caducidad que fue aprobada en un plebiscito, yo tomo la postura que corresponde, ya lo he hecho y lo he hecho siempre como legislador”, indicó.

Con la votación de Gonzalo Mujica a favor de la creación de las investigadoras parlamentarias el FA parece haber cambiado de rumbo y encaminarse a una pérdida de las mayorías parlamentarias que ostentaba desde el comienzo del ciclo legislativo (además de tenerlas desde el primer gobierno). Dentro del FA, la senadora Payssé dijo que hay que esperar para ver cómo se procesa el tema en la interna del partido a nivel de los acuerdos necesarios para obtener mayorías en los temas puntuales en los que se desarrolle la actividad parlamentaria. ”A mí no se me ocurriría pensar que en nuestro sector estaríamos pensando en forzar resoluciones para buscar resultados que no sean los que el colectivo frenteamplista, luego de un análisis, resuelve. Habrá que ver cómo se procesa el tema de Gonzalo Mujica en la interna del FA, cómo se posiciona Mujica con respecto a otras resoluciones que el FA tome y se actuará en consecuencia”. También aseguró que es ético “cuando uno cambia de lema o cuando uno se aparta del lema, reflexionar sobre si se está de alguna manera respetando la voluntad popular al no llevar adelante las acciones que el propio partido lleva adelante”.

Sin embargo, Gustavo Núñez opinó que la mayoría parlamentaria no está totalmente perdida, “no damos como un hecho total y absoluto la pérdida de la mayoría parlamentaria, ha sido para algún caso puntual que Mujica votó por fuera de lo definido por la bancada del FA pero no ha sido en todos los temas que él expresó su posición. O sea, que todavía nosotros -en mi caso particular- no lo damos como un hecho totalmente consolidado”, remarcó.

Hacia adelante

Desde la oposición, los parlamentarios manifestaron distintas opiniones. Pablo Mieres consideró que es bueno “que haya mayor juego parlamentario, que haya más posibilidades de variedad”, y manifestó que no sabe si la pérdida de la mayoría parlamentaria del FA puede beneficiar a la oposición: “no sé si a la oposición, ojalá al país, no sé si algún partido va a sacar beneficio de ello, lo que a mí me parece bueno es que haya más posibilidades de articulación, de acuerdos y de diferencias dentro del parlamento”, acotó.

En lo que tiene que ver con la posición que tomará el Partido Independiente a partir de este cambio en el tablero parlamentario, Mieres indicó que seguirán igual que siempre y no habrá cambios en la conducta parlamentaria del partido. “Nosotros hemos tenido siempre una actitud de votar según lo que nos parece que es mejor para el país y en ese sentido, hemos votado cosas con el gobierno y hemos votado cosas en contra del gobierno. No va a cambiar eso con esta nueva circunstancia, nosotros no estamos disponibles para una coalición gubernamental en este período, tampoco estamos para ser oposición por oposición”, subrayó.

Daniel Peña opinó que hace mucho tiempo que “Uruguay necesita que este gobierno que utiliza las mayorías parlamentarias de forma inadecuada se termine de una vez, creo que le va a hacer muy bien a la democracia y muy bien al país que las mayorías de brazo de yeso -que lo único que hacen es recibir órdenes del Poder Ejecutivo-, le den un dinamismo y el Parlamento esté para la función para la que tiene que estar, que es para controlar al Ejecutivo”, afirmó.

El Partido de la Gente, en este contexto, estará a favor de la gente: “las cosas que están bien para la gente las vamos a apoyar, las cosas que están en contra de la gente vamos a votar en contra. Eso significa que a priori no estamos en contra de nadie, ni a favor de nadie, por lo cual si bien estamos claramente definidos dentro de la oposición eso no significa que vamos a estar en contra de todo lo que diga el gobierno, porque las cosas que nos parezcan buenas para la gente las vamos a acompañar”, aseguró, y consideró que ahora quizás el FA tendrá más cuidado con muchas cosas y “va a tener que generar otro diálogo con todos los partidos, que a nivel parlamentario no se estaba dando”.

Eduardo Rubio consideró que en los temas esenciales de la política económica el diputado Gonzalo Mujica va a votar siempre lo que plantee el FA, y solamente ha marcado distancia en instancias circunstanciales como las investigadoras. Mujica ha sido “un defensor muy firme de las políticas de Astori y de la liberalización de la economía; está a favor de los Tratados de Libre Comercio, está a favor de la Participación Público-Privada, no creo que tenga muchas diferencias con temas esenciales en materia de política económica, por tanto, no veo que los vaya a perjudicar demasiado en ese terreno. Mujica coincide plenamente con la profundización neoliberal que plantea el FA para enfrentar la crisis que vive el país”, comentó.

Según Rubio, Unidad Popular siempre actúa de acuerdo a sus definiciones de base programáticas y el cambio que pueda plantearse a futuro a nivel parlamentario no modifica la forma de actuar del partido, “nosotros no miramos lo que pasa a los otros partidos para definir nuestro voto. Hemos votado coherentemente en cada situación, a favor de los trabajadores, en contra de las privatizaciones, ahora se viene un gran debate, otra vez, para el mantenimiento y retiro de las tropas de Haití, vamos a estar en primera línea de lucha para retirar las tropas de ocupación de Haití”, remarcó.

Para Jorge Saravia, las mayorías absolutas son negativas para el país, y eso “quedó probado cuando hubo mayorías absolutas en el pasado, el Partido Nacional en el 58 ganó con mayorías absolutas, en el 67 el Partido Colorado ganó con mayorías absolutas y por tercera vez el FA gana con mayorías absolutas”. Para el dirigente nacionalista las mayorías “terminan conduciendo a los partidos a una soberbia de creer que tienen la razón y no negociar y discutir temas tan importantes como pueden ser los temas económicos, los temas sociales, donde tienen distintas posturas los otros partidos”. Saravia consideró que al país le viene bien que no hayan más mayorías absolutas para que se pueda dar una discusión parlamentaria de partidos en general, “a veces las posturas encontradas llevan a mejores gobiernos que cuando uno tiene mayorías absolutas y cree que siempre tiene la razón”.

El PN, según Saravia, seguirá conduciéndose de acuerdo a su postura tradicional. “La gente dijo que el Frente seguía gobernando y nos puso en la oposición y nosotros vamos a seguir trabajando desde la oposición, marcando lo que está mal, tratando de llevar adelante comisiones investigadoras cuando entendemos que se está en ilicitudes”, garantizó.

María Nan