Nuevo centro cultural autogestionado en Villa Española

CULTURA DE BARRIO

 

Inauguración del Espacio Cultural Villa Española / Foto: Mauricio Kuhne

Futbolistas, vecinos y activistas por “la cultura de barrio” inauguraron un proyecto cultural en el Club Social y Deportivo Villa Española. El viernes 14 de abril alrededor de 300 personas desbordaron la cantina ubicada en la esquina de Camino Corrales y José Pedro Varela para brindar por el comienzo de un nuevo centro de referencia que apuesta a la descentralización cultural. La inauguración contó con la participación artística del cantante y compositor Gerardo Dorado, más conocido como “el Alemán”, y del trío candombero “Mandinguera”.

En diálogo con Sala de Redacción, Santiago “Bigote” López, ex futbolista y activista referente de Villa Española, dijo que la idea del proyecto es tener un nuevo lugar de referencia para que todos los vecinos puedan ver un espectáculo, un partido de fútbol televisado o probar alguna de las propuestas gastronómicas criollas que ofrece la cantina, sin necesidad de trasladarse hasta el centro de la ciudad.

López explicó que el proyecto nació en una comisión de cultura del barrio y que se consolida con el apoyo de otros futbolistas comprometidos con el desarrollo cultural barrial, como Agustín Lucas y Nicolás Meseta, que formaban parte del Club Sportivo Miramar Misiones y de la “Cantina Zapuca”, otro proyecto cultural recientemente clausurado por parte de los dirigentes del club.

Entrevistado por Radio Camacuá, Agustín Lucas, actual jugador del Albion Football Club, manifestó que “los clubes de barrio se han perdido, hoy los clubes de fútbol olvidan sus raíces y cada vez más son empresas”, que “apuntan hacia un capitalismo económico y cada vez menos a cuestiones socioculturales”. Para Lucas, el objetivo del proyecto cultural en un barrio de dimensiones tan grandes como Villa Española “es generar un punto de referencia con opciones culturales para todo el barrio y para todas las edades, sobre todo para que las y los más jóvenes tengan un lugar donde aprender, jugar, crecer y donde la cultura entre como por su casa”.

El proyecto cuenta con dos espacios linderos, la cantina y el centro cultural, donde anteriormente funcionaba una policlínica. Por lo pronto, al centro cultural le falta un mes de acondicionamiento, según Bigote López, que resalta la disposición de los vecinos a la hora de colaborar con el centro. Si bien solo falta terminar de construir dos baños, ya llegaron propuestas para llevar a cabo diversas actividades y talleres “de todo tipo”, que serán difundidas en el barrio y a través de las redes sociales.

Actualmente, el proyecto cultural se llama “Cantina Resistencia”, en alusión al cierre de la Cantina Zapuca que administraban los futbolistas de Miramar Misiones. Sin embargo, se lanzó una campaña en redes sociales para que el propio vecindario sea quien proponga y elija el nombre del espacio, que en definitiva, es de ellos.

La agenda cultural del local aguarda al recital de Fabricio “Panky” Breventano, el 6 de mayo y el 13 de mayo se presentará la banda musical Senda 7.

Para quienes quieran compartir esta alternativa cultural, las puertas están abiertas desde las 19 horas, los jueves, los viernes y los sábados.

Álvaro Delgado Vivas