Reciclaje de celulares

LA OTRA CARA DEL CONSUMO DE TELÉFONOS MÓVILES

El problema en aumento de la chatarra electrónica. Foto: tudocelular.com

Cada día se lanzan al mercado nuevos modelos de celulares y existen infinitas promociones que facilitan el consumo de los teléfonos móviles. Pero, a su vez, se genera una cantidad incalculable de residuos de aquellos celulares que dejaron de funcionar o simplemente no son utilizados.

Según  la Unidad Reguladora de Servicios de Telecomunicaciones (URSEC), en 2015 eran 5.495.000 los celulares operativos en el país, y actualmente se estima que los dispositivos móviles son cambiados cada 2 años, lo que implica un crecimiento de la chatarra electrónica (e-waste).

Esta situación se vuelve más compleja cuando las personas deciden deshacerse de los celulares y no saben qué hacer con ellos. Por lo tanto , ANTEL aseguró a Sdr, que  cuenta con contenedores en la Torre de las telecomunicaciones , en todos los centros comerciales y tiendas del país para depositar celulares, cargadores y baterias en desuso.

Principalmente, se trata de evitar que la chatarra electrónica termine en un contenedor de basura o quemado por particulares , ya que estos dispositivos contienen componentes tóxicos como mercurio, plomo y cadmio,berilio, cromo, níquel, cobalto,  cobre, zinc, rodio, paladio y bario; cuyo poder tóxico contamina el suelo y es perjudicial a la salud.

Esta campaña está a cargo de la Dirección Nacional de Medio Ambiente (DINAMA) , el Ministerio de Industria y  ANTEL. El reciclaje de los teléfonos móviles , consta de tres etapas: ANTEL se encarga del traslado de los desechos,desde los centros de recolección hacia los centros de acopio transitorios donde son guardados en  los contenedores refrigerados que cuentan con una superficie de hormigón para no tener contacto con el suelo, bajo las normas ambientales vigentes establecidas por la DINAMA. Allí , los componentes serán separados, clasificados y guardados.

Luego ANTEL  selecciona una empresa recicladora para recibir su  tratamiento final , dependiendo de los criterios de la norma ISO 14000.

En estos casos los residuos electrónicos pueden ser reciclados para crear nuevas baterías, acero inoxidable, parlantes, joyas, objetos electrónicos, conos de tráfico, cercas plásticas, guardabarros, materiales de aluminio o baldes de plástico.

Micaela Raimondo