El Plan Ceibal trascendió las fronteras y llegó a Paraguay

A LA SOMBRA DEL CEIBAL

 

Foto: Facebook de la escuela Artigas de Paraguay

La escuela “Artigas” del Solar de Artigas, ubicada en Asunción, capital de Paraguay, cuenta desde el pasado 19 de junio con una sala de videoconferencia conectada al Plan Ceibal. La instalación de esta sala permite que los niños tengan la posibilidad de comunicarse en tiempo real con las escuelas uruguayas, para obtener un intercambio cultural entre ambos países.

Foto: Facebook de la escuela Artigas de Paraguay

El centro escolar está ubicado en el predio donde el prócer pasó sus años de exilio en Paraguay y, también, sus últimos años de vida. Es la única escuela pública uruguaya que funciona en el exterior del país y es por eso que el Estado uruguayo es quien paga el sueldo de las ocho maestras y de la directora -todas uruguayas-. Pero el mantenimiento del lugar está a cargo de la comunidad educativa. Tiene un total de 240 alumnos y el programa es idéntico al que se imparte en las escuelas públicas de Uruguay.

La escuela uruguaya en tierra guaraní, al igual que todas las escuelas nacionales, es parte del Proyecto Red Global de Aprendizajes: una iniciativa que integra nuevas pedagogías de aprendizaje en centros educativos de diferentes partes del mundo (Australia, Canadá, Estados Unidos, Finlandia, Holanda, Nueva Zelanda y Uruguay), dentro de un marco común de acción e investigación.

Foto: Facebook de la escuela Artigas de Paraguay

Daniela Devicenci, su directora, dijo a Sala de Redacción que “este proyecto apuesta a generar aprendizaje de calidad mediante el intercambio de buenas experiencias de enseñanza”. A su vez, indicó que para una escuela que tiene un gran compromiso con la producción de conocimiento y con la investigación, le da la oportunidad de difundir el trabajo que se viene haciendo y, a la vez, “enriquecerse con el intercambio cultural” que se está dando con Uruguay.

Se apuesta a que el conocimiento sea compartido y que la enseñanza sea recíproca. Además, al compartir información vinculada a su cultura y al trabajo artesanal, se busca difundir el turismo en Paraguay. También se está desarrollando otra instancia de intercambio que busca fomentar la lectura en los niños, denominada “Biblioteca Solidaria”, en la que, por ejemplo, los niños de Asunción participaron de la bienal 2017 sobre el escritor guaraní Augusto Roa Bastos y pudieron compartir lo que aprendieron con sus pares aquí. También se prevé comenzar a enseñar inglés de manera remota: mediante una sala de videoconferencia, un profesor aquí en Uruguay podrá interactuar con los niños en Asunción y enseñarles el idioma.

“La escuela se ha declarado de interés patrimonial en 2016 y nuestro trabajo en los museos de la escuela se basa en compilar, investigar y difundir el exilio de Artigas, una historia poco conocida. La videoconferencia nos da una inmejorable oportunidad para que se conozca mejor la vida del prócer”, aseguró Devicenci.

Patricia Cotelo