El hermano de Santiago Maldonado reconoció el cuerpo

TRISTES TINTAS NEGRAS

Altar en la puerta de la morgue judicial. AFP PHOTO / JUAN MABROMATA

“Reconocimos los tatuajes, estamos convencidos de que es Santiago”, dijo Sergio Maldonado frente a los diferentes medios que hacían guardia en la puerta de la morgue judicial. Mientras, el Cuerpo Médico Forense, integrado por veinte peritos y dos veedores, sigue analizando el cuerpo que fue hallado por la Prefectura argentina el pasado martes en el río Chubut, dentro del territorio mapuche Pu Lof, a 300 metros del lugar donde Santiago Maldonado fue visto por última vez.

El hallazgo se produjo en una zona donde el anterior juez, Guido Otranto, había ordenado tres rastrillajes. El magistrado fue recusado por la familia Maldonado y el Centro de Estudios Legales y Sociales (Cels) “ante el nulo avance en la investigación“, según informaron en un comunicado el pasado 15 de setiembre. La nueva búsqueda fue dispuesta por el actual juez de la causa, Gustavo Lleral.

El cuerpo fue encontrado sumergido en el agua y enganchado a unos arbustos, a unos 1.500 metros de donde fue reprimida la protesta mapuche el 1º de agosto, en la patagonia argentina, en un operativo de desalojo de la ruta 40, llevada a cabo por efectivos de Gendarmería.

Sobre la aparición del cuerpo, el hermano mayor de Santiago pidió que se esperen los resultados de las pericias para determinar las causas de la muerte, responsabilizó a Gendarmería y agregó que van a seguir la investigación “para que se sepa la verdad y tener justicia”.

Con el reconocimiento de los restos, y después de que se confirme la identidad de forma oficial, empezará una nueva etapa en la investigación, en la que el nuevo juez deberá determinar cuáles fueron las causas de la muerte del joven de 27 años. En un comunicado presentado por la familia se manifiesta que es necesario saber qué le sucedió a Santiago y “quiénes son los responsables de su muerte. Todos, los que, por acción u omisión, colaboraron en el encubrimiento y perjudicaron el proceso de búsqueda”.

Todos los actos de cierre de campaña que estaban pactados para el jueves fueron suspendidos y los integrantes del gobierno del presidente argentino Mauricio Macri se mantienen herméticos y esperan en silencio los resultados de las elecciones parlamentarias de este domingo.

Simón López Ortega